5 ago. 2009

LA LUCHA POR UN SUBTE DEMOCRÁTICO

Nota extraída de: http://www.nosdigital.com.ar/


*Por Francisco Alvarellos Diez

Lucas Carmona trabaja hace cuatro años como boletero de subte de la línea D. A sus 27 años, mantiene una férrea posición en contra del antiguo sindicato del subterráneo, la UTA, al que califica como manipulador y controlador. Hace apenas meses, y luego de un plebiscito, Lucas y muchos de sus colegas lograron separarse de la UTA y formar un sindicato nuevo al que llamaron Asociación Gremial de los Trabajadores del Subte y Premetro (AGTSyP). Lucas es actualmente delegado del sindicato.

- ¿Hace cuántos años trabajas en el subte y en qué sector estás actualmente?

- Entré hace cuatro años, en junio de 2005, a trabajar en el subte y siempre estuve en la boletería.

- ¿Están más restringidos los ascensos para aquellos trabajadores que luchan por mejores condiciones laborales?

- Hoy en día los ascensos, y desde hace varios años, son bastante injustos. De parte de la patronal, los ascensos dependen del perfil de cada trabajador, es decir que cuanto más cerca de la empresa te encuentres, cuanto más vínculo con la UTA (Unión Tranviarios Automotores) tengas, más rápido llegará el ascenso. La UTA en los últimos tiempos se intensificó, filtra el ingreso del nuevo personal; también pasan los ascensos por las manos de la UTA y la empresa. En concreto el 80 por ciento o más de los ascensos es digitado por la empresa y por la UTA. Los trabajadores activistas y delegados del nuevo sindicato pretendemos ascensos justos y una bolsa de trabajo para todos los compañeros del subte.

- ¿Qué peligros para la salud implica trabajar en el subte? ¿Han logrado mejoras en las condiciones de salubridad? ¿Se ha declarado como insalubre el trabajo en el subte?

- Primero, peligros para la salud en el ámbito subterráneo hay muchos. Abarcando desde compañeros con cáncer a causa del grafito suspendido en el aire que aspiramos diariamente, problemas de vista, jaquecas, problemas intestinales, tales como gastritis, gastroenteritis, problemas psicológicos, estrés, etc. En cuanto a las mejoras, se enumeran el logro de las seis horas, que expone menos a los trabajadores, la colocación de extractores en boleterías, aires acondicionados, luces en más cantidad y bien ubicadas en lugares donde la luz solar no llega, es decir, en el 90 por ciento de todos los sectores del ámbito del subte. Pero el trabajo en el subte, ya sea de seis horas, sigue siendo insalubre ya que es inevitable convivir con el grafito en el aire, la falta de oxigeno puro, la poca luz, en pocas palabras la insalubridad en el subte tiene que ser una ley, respetada, para todos los trabajadores del subte.

- ¿Y ustedes qué acciones han tomado hasta el momento con el fin de que se reconozca la insalubridad?

- En principio, en este país existe un gran problema que es la burocracia, y los tiempos son cada vez más grandes cuando se solicita algo, ya sea a la empresa o al Estado. Hoy los trabajadores del subte estamos desde el año pasado luchando para que se nos de la inscripción gremial y la personería, para que nuestro sindicato pueda focalizarse en estos puntos más directamente con la patronal y poder así lograr mejores condiciones en el trabajo. Esta espera nos limita a actuar y a poder luchar más a fondo aún con el tema de la insalubridad. Pero desde la Asociación Gremial de los Trabajadores del Subte y Premetro (AGTSyP) estamos haciendo todo lo legalmente posible para que estos tiempos se acorten y así poder seguir luchando y exigiendo mejoras tales como: que la insalubridad sea ley, el salario en un monto de 82 por ciento móvil para todos los trabajadores. Será una lucha larga, nos va a costar, pero con la unidad y el compromiso de los compañeros, lo lograremos.

- Existe la impresión general de que los trabajadores del subte son un grupo muy organizado y movilizado. ¿Esto es así? ¿Es importante la proporción de trabajadores comprometidos con la lucha?

- En mi caso personal, antes de entrar a trabajar a Metrovías veía la lucha del subte por la televisión, la escuchaba por radio y me parecía que la unión de esos trabajadores era impresionante. Es más yo deseaba poder algún día tener un trabajo así y poder codearme con gente tan comprometida con la lucha por un trabajo mejor, como en ese momento lo hacían esos trabajadores. Tuve la suerte de entrar a trabajar al subte y conocer y experimentar de cerca esa lucha. Además me di cuenta que lo que opinaba de antemano se incrementó y se hizo más impresionante aún. La verdad es que todos los logros que se consiguieron fueron pura y exclusivamente gracias a la unión y a la organización del cuerpo de delegados, y al apoyo incondicional de los compañeros de base. Hoy en la actualidad, el número de compañeros activistas, comprometidos directa o indirectamente en la causa, se incrementó gracias al apriete de la patronal y de la patota de la UTA, los cuales nos ayudaron indirectamente a conseguir que compañeros en duda se dieran cuenta de cómo nos usan, y se unan más aún a nosotros en la lucha. ¡La organización fue, es y será esencial en la lucha de los trabajadores del subte!

- Teniendo en cuenta que empezaste en 2005, no sé si podrás contestar esta pregunta, pero bueno, acá va. ¿Las condiciones laborales eran mejores, peores o iguales cuando el subte estaba en manos del Estado?

- Recordemos que antes los trabajadores del subte estatal y en la primera etapa de Metrovías cobraban en el uno a uno y trabajaban ocho horas y en algunos casos más. Era considerado un trabajo normal, se cobraba lo mismo que hoy en día un empleado común, sin tener en cuenta las condiciones de insalubridad. Sin lugar a dudas, más allá de todo el cambio monetario que existió en el país, es decir, la devaluación del peso, después del 2005 conseguimos o, mejor dicho, consiguieron el mejor aumento, alcanzando casi el 44 por ciento, agrandando la brecha que nos separa del salario de un trabajo común, es decir, no insalubre.


- Volviendo al tema sindical, ¿cuánta adhesión hay entre los trabajadores a la UTA? ¿Y al nuevo sindicato?

- No tengo el dato preciso, pero más de la mitad de los trabajadores del subte apoya y cree en la construcción de un nuevo sindicato para dejar de depender de un gremio que no nos protege, ni responde frente a la patronal. ¡Ya tenemos alrededor de 2000 afiliados y vamos por muchos más! La gente se cansó de ver cómo la UTA y Metrovías arreglan a nuestras espaldas y los trabajadores quedemos fuera de las negociaciones de las paritarias y de los convenios colectivos de trabajo. Estos puntos deben ser tratados directamente , trabajadores-empresa y no UTA-Metrovías.

- Ahora, escuchamos que hubo algunas críticas a la creación de este nuevo sindicato, en relación con que divide a los trabajadores y por lo tanto los debilita, ¿qué responden desde el sindicato a esto?

- Son mentiras. Los que dividen y debilitan son los de la patota de la UTA y el manoseo constante de la patronal. Nosotros creamos el sindicato para unir, para ligar, para unificar a todos los trabajadores del subte que quieran ser libres y luchar por mejores condiciones laborales. Bajo ningún punto de vista creamos un sindicato para dividir. Lo creamos consultando a la base con un plebiscito hecho a principio de este año que fue un éxito contundente y real. Obviamente que la UTA y la empresa hacen lo imposible para manchar a este sindicato. Pero lejos de la realidad está la opción de que demos marcha atrás. Cada paso que da esta asociación gremial es consultado con la base y es democrático. Si esto se llama dividir o debilitar sí que están mal.

- A partir de tu experiencia como trabajador del subte involucrado en la lucha, ¿cómo creés que ven los usuarios su lucha?

- Está dividido. Algunos apoyan, otros solo quieren llegar a sus casas y a sus trabajos y cada vez que hay un paro no lo soportan. El usuario es tan víctima como nosotros, ya que ellos también sufren por el mal servicio que presta la empresa. Metrovías S.A no se preocupa si la gente viaja como ganado, ellos están preocupados porque no saben qué último modelo se van a comprar con nuestro dinero. Yo personalmente evito viajar en subte, pero porque puedo hacerlo; muchos pasajeros no pueden. Además del mal servicio, demoras, interrupciones por falta de inversión en los trenes, le suman el aumento del precio, el último del 22 por ciento, y el subte funciona igual o peor que antes. En concreto los ingresos a la empresa se le incrementaron y el servicio al pasajero es cada día peor. Es evidente que a Metrovías no le importa cómo viaja la gente.

- ¿Creés que, como sucedió en el caso de las empresas recuperadas, Metrovías podría ser gestionada exitosamente por sus trabajadores?

- Es imposible que Metrovías o que el gobierno permita que eso suceda. La torta es muy grande como para perderla. Nos conforman con migajas y así seguro que lo quieren seguir manteniendo. La lucha para conseguir la inscripción y la personería va a llevar un tiempo. Eso es lo que nos motiva hoy y no pensamos en tomar en control del subte, lejos estamos de ser Zanon. Pero lo que sí queremos es tener libertad sindical y depender de nosotros mismos, ya sea frente a una concesión o al Estado.

- Por último, te queremos dejar un espacio libre para que digas a los lectores y a los integrantes de la revista lo que quieras. Alguna denuncia, mensaje…

- A todos los lectores, usuarios e integrantes de la revista, les agradezco el espacio y la oportunidad de expresarme en nombre de la Asociación Gremial de los Trabajadores del Subte y el Premetro, y decirles que los trabajadores del subte luchamos por mejorar el servicio; exigimos a la empresa, tanto para nosotros como para los usuarios, ya que somos la cara visible de la empresa y somos nosotros los que estamos y escuchamos sus reclamos e inquietudes. Queremos que nuestro trabajo sea un medio seguro y eficiente para que los pasajeros viajen como se lo merecen y que puedan llegar a sus trabajos y a sus casas. El subte es de todos, y nosotros como trabajadores necesitamos de ustedes para que, uniendo fuerzas, encontremos el camino para un mejor servicio.

4 ago. 2009

DICEN QUE NO AUMENTARÁN

CONFIRMAN QUE NO HABRÁ AUMENTOS EN EL TRANSPORTE PÚBLICO
Declaraciones del nuevo secretario de transporte. Dice que el gobierno trabaja en un nuevo sistema de subsidios porque "apunta a la equidad".
¿SERÁ VERDAD QUE NO AUMENTA?
¿POR CUÁNTO TIEMPO PODRÁ SOSTENER SUS DECLARACIONES
EL SECRETARIO SCHIAVI?


Nota completa CLICK ACA